En Orellana una menor de 2 años 9 meses sufrió de abuso sexual



Fiscalía sostuvo su acusación dentro de un caso de abuso sexual del que fue víctima una niña de apenas 2 años y 9 meses.

La Sala Multicompetente de la Corte Provincial de Orellana desechó el recurso de apelación a la sentencia dictada el 21 de enero de 2021 por la jueza de la Unidad Judicial de la Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia, Vicenta Cuaical, quien impuso al procesado –un adolescente de 16 años– el internamiento institucional de cuatro años y una medida socioeducativa de amonestación.


En el fallo de segunda instancia, los jueces de la Sala modificaron el tiempo y redujeron el internamiento a la mitad, acatando la sentencia 09/17-CN-19 dictada por la Corte Constitucional.

Así, el adolescente deberá cumplir la sanción de dos años por el delito de abuso sexual, tipificado en el artículo 170, inciso tercero, del Código Orgánico Integral Penal (COIP).

Luego de escuchar a las partes procesales, los magistrados desestimaron los argumentos planteados por la defensa del procesado y ratificaron las pruebas que, nuevamente, Fiscalía expuso ante el Tribunal.

Con esto se probó el delito y la responsabilidad con todas y cada una de las pruebas documentales, testimoniales y periciales presentadas durante el juicio.

Entre las más relevantes se incluyen el testimonio de la madre de la víctima, el testimonio anticipado de esta última, el de la perita ginecóloga, quien confirmó lesiones causadas por el abuso sexual.

Con estos y otros argumentos, el Tribunal de alzada desechó el recurso de apelación interpuesto por el padre del adolescente, quien además guarda una relación de parentesco con la pequeña.

Los hechos

De acuerdo a lo expuesto por la fiscal actuante en la audiencia de juicio, Eulalia Rodríguez, aproximadamente a las 20:30 del 3 de noviembre de 2020, en la parroquia Nuevo Paraíso del cantón Francisco de Orellana, la niña de 2 años y 9 meses le pidió a su madre ir a jugar a la casa de su tía, quien vive a un costado del inmueble donde ella reside.

Confiada en que se trata de familia, la mujer accedió. Minutos más tarde, ella escuchó a la niña llorar desesperada. Cuando se le acercó, la pequeña indicó –en su lenguaje– que le lastimaron sus partes íntimas, apuntando como responsable al adolescente a quien identificó como ‘Isra’.

La madre, desesperada por lo que escuchó, verificó que su hija tenía lesiones en su zona genital. La Policía aisló al adolescente.

Buscar por tags